Se jugará a partir del próximo martes en el Estadio Quisqueya

Publicado el 28 Dic 2017 - 2:11pm por El Puerto

SANTO DOMINGO. Completamente inhabilitada quedó el área de transmisión (el Séptimo Cielo), del Estadio Quisqueya-JM, por el incendio que afecto el área y que motivó la suspensión del partido programado entre las Águilas Cibaeñas y los Leones del Escogido, en la segunda fecha del Round Robin del torneo de béisbol otoño invernal Don Pepe Busto de la República Dominicana. El sábado los Gigantes del Cibao están convocados para jugar con los Tigres del Licey.

Como “sana”, fue definida de la estructura del Estadio Quisqueya-JM, por el ingeniero Ramón Antonio Pepín del Ministerio de Obras Publicas y Comunicaciones, que fue afectada por un incendio en la tarde del miércoles 27 de diciembre del 2017, y que se hará un remozamiento de las áreas que permitan la continuación del trabajo de prensa que se realiza en el área.

Señaló que el trabajo de los técnicos del ministerio está orientado a darle continuidad al torneo y seguridad a los fanáticos, pero que al final de la temporada se hará un trabajo definitivo con mayores detalles, para lo cual se harán las licitaciones necesarias, como estable las leyes nacionales.

Todos los equipos electrónicos sufrieron daños en su estructura; fotos, mobiliarios, computadoras, equipos de transmisión de radio y televisión fueron reducidos a ceniza, la pizarra electrónica sufrió daños en su consola y cableado. Se vio afectada la transmisión internacional de los partidos del torneo local.

“Se desmontará por completo el Séptimo Cielo, ya que la parte de abajo está sana”, afirmó Pepín para agregar que en ese orden no se tiene un monto determinado de los daños causados por el siniestro.

Señaló que en ese trabajo se incorporarán componentes de seguridad, cumpliendo los protocolos que amerita la seguridad, especialmente contra incendio y otros componentes.

Indicó que no se sabe que provocó el siniestro y que para ello se espera el informe de la Policía Científica y de los bomberos

La Liga Dominicana de Béisbol (Lidom), emitió un comunicado a media mañana del jueves 28 de diciembre, donde asumía la responsabilidad de suministrar las informaciones oficiales con relación al siniestro.

Se ha corrido la voz sobre los partidos programados en el parque capitaleño, que serían trasladados a la Región Este y/o que podrían ser asignados en los estadios de los contrincantes de los Leones del Escogido y los Tigres del Licey, huéspedes del play.

“En la medida que avance el levantamiento, haremos boletines, informando sobre la identificación de daños y en la adopción de medidas para la reordenación del calendario, si ese fuere el caso”.

En cuanto al impacto del siniestro en el desarrollo del torneo, desde la noche de ayer el presidente de Lidom y los presidentes de los Equipos se mantienen en sesión permanente y se está a la espera de la evaluación del daño en las estructuras del Séptimo Cielo, que está siendo llevada a cabo por personal del Ministerio de Obras Públicas para tomar las decisiones que correspondan en relación con el desarrollo del torneo.

“Está en nuestros ánimo garantizar la integridad física de todos los actuantes en este evento, por lo que esperaremos la evaluación de los peritos para tomar las medidas que estos recomienden y que nos permitan continuar el torneo, sin poner a nadie en peligro”, afirmó el doctor Vitelio Mejía.

Se trabaja en la restructuración del calendario, afirmó el doctor Vitelio Mejía, al tiempo que señaló que los técnicos de Operaciones de Béisbol de los equipos, Tigres del Licey, Águilas Cibaeñas, Leones del Escogido y Gigantes del Cibao, están trabajando en la reorganización del calendario.

En ese orden cada equipo Leones del Escogido y Tigres del Licey está haciendo los aprestos para transmitir sus partidos desde las áreas que tienen asignadas en el parque capitalino.

FUENTE: Diario Libre

Informacion del autor