Margarita Cedeño: Desigualdad de género frena el desarrollo

Publicado el 25 May 2017 - 5:38pm por Jorge Martinez

 

 

SANTO DOMINGO, 25 de may.- La vicepresidenta de la República, doctora Margarita Cedeño, llamó a todos los sectores de la sociedad a redoblar los esfuerzos en la lucha por la igualdad de género, al considerar que el avance de la mujer ha quedado rezagado, lo que frena el desarrollo de la familia y del país.

“Son muchas las trabas que impiden hacer realidad este derecho humano: la discriminación salarial, el cierre de brechas en participación política de las mujeres, la necesidad de capacitación técnico-profesional, la economía del cuidado, y el combate a las prácticas discriminatorias enquistadas en nuestras sociedades”, sostuvo.

Al participar en el “Foro Forbes, Mujeres Poderosas 2017: El Reto es Trascender”, cuya publicación de este mes reconoce a la Vicepresidenta como una de las 50 mujeres poderosas del país, Margarita Cedeño dijo que el reto de la mujer del siglo XXI es trabajar sin cesar para lograr el reconocimiento de la igualdad entre hombres y mujeres.

Consideró el tema como urgente e impostergable, al señalar que el género femenino aún juega un papel secundario en el país y en el mundo. “La promesa de progreso que encierra la equidad de género, sigue siendo eso, una promesa, que sin nuestro esfuerzo y nuestra dedicación no será nunca una realidad”, aseveró.

La Vicepresidenta sostuvo que la desigualdad social crece exponencialmente cuando a la exclusión por género se le agregan condiciones geográficas, de edad, raza, clase, nacionalidad y estado civil.

“Es una decisión de justicia social ante el aumento del abuso sexual, la violencia de género, la trata de personas, el quebrantamiento del núcleo familiar, el hacinamiento, la discriminación salarial, y otros tantos factores que actúan contra la mujer como un verdugo ante su presa”, manifestó.

Indicó que el 70 por ciento de las personas más carenciadas en América Latina y el Caribe son mujeres y en su mayoría madres solteras, fenómeno que denominó como “la feminización de la pobreza”. En ese sentido, recordó que uno de los principales escollos de la mujer es la diferencia salarial por género, al señalar que las damas reciben 20 por ciento menos de salario que los hombres por realizar un trabajo del mismo tipo, lo que calificó como injustificable.

Margarita Cedeño dijo que a nivel mundial se estima que las mujeres podrían aumentar sus ingresos hasta en un 76 por ciento si se superara la brecha en la participación en el empleo y la diferencia salarial entre mujeres y hombres.

Apuntó que las mujeres empleadas en el sector formal ganaron el 83 por ciento del ingreso laboral de los hombres en el período 2000-2014, y en el informal la proporción de sus ingresos representó solo el 65 por ciento. “Si América Latina continúa de espaldas de la mujer, estará condenada a seguir siendo la región más desigual del planeta”, sentenció.

Informacion del autor